viernes, 22 de febrero de 2013

¿quién se ha llevado los parques?

Esto es un sin vivir, hace unos días pensando en el deshielo y esta mañana bajamos al parque y alguien se había llevado hasta los bancos, jajajaja. ¿quien me mandaría a mí decir nada?, si ya sabemos que el amigo Murphy siempre está al acecho, buscando nuevas víctimas.
Nuestro juego de hoy ha sido , "los paleontólogos". En busca del parque perdido.
Han desaparecido los bancos, los caballitos, el columpio toca el suelo y algunos están enterrados. ¡Ha desaparecido el balancín!!!! de hecho, en el paseo de esta mañana casi pierdo, enterrada, a mi propia madre.
Lo que peor llevo de los días como hoy es ver como poco a poco la nieve me va tragando y me quedo atascada a la altura de las rodillas.
Los pollos van "andando sobre la nieve" como si fuesen "caminando sobre las aguas" y yo... cual elefante "Elly", la amiga de pocoyó, me voy hundiendo poco a poco mientras escucho bajo mis piés, grssss, grsssss. En esos momentos, el primer pensamiento que me viene a la mente es siempre el mismo, "tengo que controlar mi peso", aunque como dice mi padre... otra opción es ampliar el tamaño de mis pies, y como ya una ha perdido toda esperanza de esperar el estirón, sólo me queda crecer a lo ancho, sólo lo puedo solucionar con raquetas en los pies. jajajajaja.

Al menos en la puerta de algunos parques te informan de que durante el invierno no mantienen las instalaciones, o lo que viene a ser lo mismo  "ei talvikunnossapitoa".

4 comentarios:

Oscar dijo...

4 copos de nada...

Susana Gasca Escorial dijo...

Claro, porque tu vives en Cercedilla y allí de frío también tenéis "suficiente"

Chiquita adorada dijo...

No sé ni cómo he llegado hasta aquí, me he divertido mucho con tu aventura finlandesa. Hace muuuuchos años estuve por allá, en verano, así que ni siquiera puedo imaginarme un invierno finlandés. Es un país muy interesante, aunque creo que lo que más trabajo me costaría es que los días sean tan cortos en invierno, más que el frío... pero claro, es fácil decir esto sentada en mi casita en "sunny Mexico". Aquí espero más aventuras desde el no tan lejos Finlandia. Un abrazo.

fernando martínez dijo...

¡ay, alma cándida!¡pensar que la primavera despertaba de la hibernación y salía de la gruta!¡lo único que ha hecho es estirarse un poco en la cama y darse la vuelta!... ¡pobriña!

Publicar un comentario