miércoles, 19 de octubre de 2016

Chirimoya

Resultado de imagen para chirimoyaNunca pensé que me fuese a dar tanta alegría ver una chirimoya. Es una fruta de temporada que he visto en casa durante toda mi infancia, mi madre las devora y a mi abuela también le gustaban mucho. Es una fruta que nunca me ha llamado la atención, es más, me daban bastante asco esos pipos gigantes que me recordaban a las cucarachas.
El otro día me reencontré con las chirimoyas en el supermercado y me puse tan contenta, tanto que, a pesar de mi aversión, compré cuatro (al módico precio de 4 euros el kilo). Quería que las probasen los pollos, aunque para eso....ugg primero tuve que probarlas yo.
Una me la llevé al trabajo y se la dí a una compañera, es vegana y la mujer nunca prueba la mayoría de tartas, pasteles y demás delicatesen que llevan el resto de compañer@s, así que decidí darle una alegría, y vaya si se la llevó, si hasta me dio un abrazo, pero abrazo de verdad, no de esos de palmadita que tanto se llevan por estas tierras.

  • 1º se sorprendió, nunca había visto una chirimoya en su vida.
  • 2º se sorprendió doblemente al ver que era para ella y solo para ella, sin motivo aparente más que "el porque sí, porque ella lo vale". Cualquier día la sorprendo con unos higos y entonces alucina.
  • 3ºescuchó atentamente las instrucciones para comerla, partirla por la mitad y a cucharadas, como los kiwis.
  • 4º se maravilló de la cantidad de vitaminas y proteinas que tiene. Yo también me sorprendí cuando la tarde anterior busqué la información en internet.
  • 5º podemos decir que la chirimoya ya cuenta con una fan más.


Tal vez en breve, y para favorecer su comercialización les de por modificarla genéticamente como antaño hiciesen con los plátanos, para embellecerlos y hacerles más fáciles de comer. ¿Sabías que hace mucho mucho tiempo los plátanos tenían pipos?

Nota de la autora:
Annona, así es como se dice chirimoya en élfico.

0 comentarios:

Publicar un comentario