sábado, 24 de octubre de 2015

Harakka





La Isla de la Urraca es otra de las muchas islas de Helsinki. Está a la altura de Kaivopuisto, no muy lejos de Suomenlinna. Es una isla pequeña pero acogedora y muy bien equipada.
La única manera de acceder a la misma es por mar (no hay puente como en Seurasaari), así que dado que no tenemos embarcación propia esperamos en el embarcadero que está situado junto al Café Ursula.

Por 4,50 euros los adultos y 2 euros los menores de 16 años puedes disfrutar de menos de cinco minutos de travesía por el Báltico. Eso sí, no te olvides de subir la señal que hay en el embarcadero para avisar de que estás esperando al barco y no disfrutando de las vistas.
Yo la llamo "la isla didáctica",
porque me parece que está todo muy bien montado para que aprendamos muchas cosas, tanto niñ@s como adultos. Para disfrutar de la naturaleza, no sólo de los paseos, también te permite transformarte por unas horas en aventurer@, científic@ o explorador/a.
Nada más desembarcar te encuentras, además de los baños públicos una turbina gigante y una cabaña acuario. A mí las peceras aquellas me parecieron un tanto cutres, pero a los cachorros les encantaron, además, había unos papeles en los que había dibujados los peces que debían encontrar.
Pasada esa caseta y siguiendo el caminito, llegamos a otra caseta muuuucho más grande donde encontramos un montón de cosas, tropecientos microscopios, muestras para observar, portamuestras para preparar lo que quieras mirar, cajones llenos de mariposas, bichos y artilugios varios y lo más flipante un buen ramillete de prismáticos de libre disposición, que se pueden coger para usarlos durante toda la isla.
Se basan en la confianza, no hay que dejar nombre ni datos ni dinero en depósito, simplemente los coges y confían en que los devuelvas, inimaginable en otras partes del mundo. También en esta caseta había alas de mariposa y de aves varias para que los cachorros puedan hacer sus primeros pinitos "volando", Yo también probé y cómo pesaban las condenadas!
En esta caseta es donde más tiempo pasamos, había muchísimas cosas que hacer.
La siguiente caseta, en cuyo porche aprovechamos para tomar un refrigerio, había muchos disfraces de distintos animales, ¿habéis visto alguna vez un disfraz de escorpión de agua?, ¿y de caracol? ¿y de bicho bola?. Mi primogénito estaba en su salsa, es el mismo que metió en su mochila el cuaderno de dibujos importantes, el cazabichos y todo su arsenal de
"dibujo de campo", y no me pregunteis como, pero consiguió que tras haber cazado una rana, sus otros dos hermanos se sentaran con él en la piedra, y mientras él hacía el dibujo, el medianillo escribía en lo que decían era su guía de animales y el pequeño hacía un robot de agua, él no sabe dibujar ranas, pero no se iba a quedar atrás, menudo es mi cachorro.
Y así estuvimos caminando y caminando, disfrutando tanto del paisaje como de las distintas exposiciones que había montadas. Encontramos animalejos varios por el camino y esculturas futuristas de lo más curiosas. Gracias a estas botas aprendimos de donde viene la palabra sabotaje. Es de origen francés, y se remonta a tiempos en los que quienes trabajaban el campo en el país galo llevaban un sombrero de ala ancha que respondía a ese mismo nombre: sabotage. Un buen día, temerosos de que las máquinas agrícolas les quitasen el trabajo decidieron atascarlas con sus sombreros y crear así el movimiento de los saboteadores.
La isla está abierta desde principios de Mayo hasta finales de Septiembre. El último barco para volver a tuerra firme sale de Harakka, dirección Helsiki, a las 17. Advertencia:el tiempo en la isla se pasa volando. No hay restaurante, cafetería ni zona de barbacoa. Y si lo hay....no lo vimos. Recomiendo llevar unos buenos bocatas para reponer fuerzas. El cafelito, en el Ursula, que siempre es una buena opción.
También puedes solicitar visita guiada, pero no fue nuestro caso, preferimos andar libremente por la isla, tal vez otro día. Si vas con la manada son recomendables si hablas el idioma local o inglés ya que les da la posibilidad de sacar mucho más partido a la isla. Puedes coger las redes y preparar tus propias muestras, entre otras cosas.

0 comentarios:

Publicar un comentario